Cargando

Comer al sol en Ibiza: los mejores merenderos

No solo de playas vive el verano en Ibiza. Algunos rincones son perfectos para degustar una jornada estival al aire libre con los mejores manjares.

Cuando piensan en las vacaciones de verano en Ibiza, muchos se imaginan horas y horas en la playa rodeados de arena blanca, agua cristalina y sol, mucho sol. Pero la hora de la comida no entra dentro de estos planes iniciales y más de uno acaba dando más de un paseo al chiringuito y gastando más de lo que tenían previsto para el viaje solo en almuerzos. La opción del bocadillo no es mala, pero la posibilidad de que se cuele algo de arena dentro del pan es lo menos apetecible que nos podemos imaginar para esta semana de descanso, relajación y disfrute del tan ansiado verano.

No te vamos a decir que abandones las calas todos los días al mediodía. Pero si quieres comer al aire libre sin preocupaciones de ningún tipo, tienes que reservar al menos una jornada para conocer alguno de los merenderos de Ibiza.

Dónde comer en Ibiza: al aire libre, en uno de sus merenderos

Uno de los planes más tradicionales de los grupos de amigos ibicencos es el de las barbacoas al aire libre. Más conocidas como torradas, consiguen reunir sobre la mesa los mejores manjares de cada casa, entre los que no pueden faltar algunas de las comidas más típicas de la isla. Normalmente, estas reuniones gastronómicas se hacen en casa. Pero, para los que no tienen esa disponibilidad, existen zonas recreativas repartidas por este trozo del Mediterráneo.

Tanto si quieres mimetizarte con la cultura ibicenca como si, simplemente, buscan un lugar para comer al aire libre y rodeado de naturaleza, no pierdas de vista estos merenderos:

  • Finca Pública Can Pere Mosson (Sant Llorenç, Sant Joan de Labritja). Con mesas, bancos y barbacoas, este espacio público es uno de los favoritos para disfrutar de una comida al aire libre. El único problema es que permanece cerrado los meses de julio y agosto, por lo que solo podrás disfrutar de él si viajas a Ibiza en temporada baja.
  • Merendero don Pep Negre (San Rafael, San Antonio). Recibe el nombre de uno de los personajes más queridos de la zona, el sacerdote Josep Planells Bonet, y cuenta con más de 3000 metros de área recreativa. En ella, además del merendero, se incluyen un parque infantil y una zona de ejercicios.
  • Área recreativa de Can Marroig (Formentera). Forma parte del Parque Natural de Ses Salines y toda la finca ha sido declarada Reserva Natural y reconvertida en un centro de interpretación. Como en todas las áreas de este tipo, es importante extremar las precauciones cuando se preparan las barbacoas y apagarlas antes de abandonar el lugar.
  • Merendero S’Argentera o San Carlos (Santa Eulalia del Río). También en plena naturaleza y rodeada de historia minera, esta área recreativa hace las delicias de familias enteras en cualquier época del año. Dispone de mesas, barbacoas y zonas de sombra y en solo media hora a pie se puede llegar a uno de los mercadillos más conocidos de Ibiza: las Dalias.
  • Cala de Bou (San José, San Antonio). No ha falta irse muy lejos de la “civilización” para encontrar un sitio al aire libre en el que disfrutar de una buena comida. Al final de Carrer de Conca se encuentra este parque con zona infantil apto para todos los públicos.
2

administrator

Open Boats

Comentarios (Sin Comentarios)

Comentarios (0):

Envía tu comentario

Tu email no será publicado. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR